Arropadito en su manta…

Así nos acaba de comunicar Loli la llegada de Pablo, su primer nieto y desde aquí queremos darle la bienvenida y transmitir a su familia nuestra alegría y agradecimiento.

Hace años Loli entró en la tienda y nos confesó su debilidad por la ropa de hogar, los linos, los bordados y el encaje de bolillos en particular. Ese día la llamó María, su hija, porque ya había salido de su exámen. Tengo que marcharme, dijo… volveré con mi hija.

Y así nos hemos ido conociendo, tiene sus ideas muy claras, un gusto excelente y es expléndida como una emperatríz…

Nos ha ido confiando piezas muy especiales e irrepetibles para María, para su hogar y sobre todo, de un modo muy previsor los regalos para los bebés de su entorno más querido….

Las personas que te ayudan a levantar una empresa se merecen lo mejor! me dijiste contundente…

Loli, tu y María fuisteis de las primeras personas en visitrarme y preocuparos tras el confinamiento dándome ánimos; después, la reserva de una mantita muy especial porque acababas de saber que ibas a ser abuela…

La sorpresa , cuando el cierre perimetral lo permitió, esperaste discretamente tu turno y que emoción, ya faltaba solo un mes… y ahora sí elegiste cada una de las prendas con esmero, lo más sencillo, lo más delicado… me lo pusiste muy difícil … llevabas meses haciendo pacientemente la canastilla con tus manos, pero me invitaste a participar con las mías….

Gracias… gracias… por todo, por ser como eres y por compartir conmigo este momento tan hermoso.

Os abrazo con mi corazón!

¿Quieres compartir este artículo?
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación.